Obstáculo

¿Qué deportista no ha sido interrumpido repentinamente en el esfuerzo por un calambre, clavado al suelo con un dolor intenso en la pantorrilla? Se detuvo la sesión de entrenamiento o se estropeó la competencia, las noches siguientes tendrá una pesadilla al ver a su competidor pasar alegremente frente a usted …

Si eres un deportista profesional o dominical, ¡no eres inmune! Para llevar el punto a casa, el calambre podría incluso tener la audacia de despertarlo en medio de la noche … ¡Tenga la seguridad de que existen soluciones preventivas! Entre cual uno buena preparación nutricional

Calambre: ¡entiende para luchar!

Contracción dolorosa, involuntaria, intensa y brutal de un músculo o de un grupo de músculos, el calambre siempre ocurre en el momento inadecuado, y conduce a la impotencia total de los músculos afectados. Es entendiendo su proceso desencadenante que podemos combatirlo.

El calambre puede manifestarse en cuatro fases diferentes del manejo del esfuerzo físico:
  • Durante el calentamiento;
  • Al inicio del ejercicio, cuando los músculos comienzan a movilizarse y tensarse;
  • Al final del entrenamiento cuando el cuerpo siente cierta fatiga;
  • Durante la recuperación, unas horas después del ejercicio, generalmente por la noche.

El calambre es el resultado de un cambio en las condiciones de contracción muscular durante el esfuerzo.

Bajo el impulso nervioso, las fibras musculares se contraen gracias a la liberación de calcio en el medio celular, lo que provoca una contracción del músculo del 30 al 50%. La relajación muscular solo ocurre cuando el calcio se elimina activamente de las células musculares.

Sin embargo, cuando el músculo aún no se ha calentado, cuando se usa con demasiada intensidad o durante demasiado tiempo, y cuando ha acumulado desechos metabólicos (en particular ácido láctico), la evacuación activa de calcio puede verse alterada, porque el músculo ha agotado el energía necesaria o está sujeto a las limitaciones de un desequilibrio en los electrolitos: la relajación muscular ya no se produce, es calambre.

Factores agravantes

sales mineralesLos factores desencadenantes del calambre son numerosos y generalmente se combinan en la misma persona:
  • los falta de hidratación Promueve muy fuertemente la aparición de calambres. Es común, en el calor del momento y el esfuerzo, olvidarse de hidratarse adecuadamente;
  • los pérdida de sales minerales y de sodio a través del sudor, si no se compensa, también es determinante de su aparición. La sobrecarga de calcio en los músculos está estrechamente relacionada con la falta de sodio circulante en el cuerpo;
  • UN calentamiento insuficiente o la falta de estiramiento antes y después del ejercicio también promueve los calambres;
  • La falta de preparación física y la fatiga son causas clásicas de los calambres por ejercicio;
  • La edad, el resfriado, una dieta desequilibrada, la mala circulación o las defensas inmunitarias debilitadas son factores agravantes de los calambres;
  • Finalmente, cualquier movimiento repetitivo realizado en malas condiciones (mal equipo o mala técnica) puede provocar un calambre.

FOCUS: El caso especial de los nadadores

Los calambres de los nadadores aparecen fuera de cualquier esfuerzo violento. Estos calambres se localizan en los dedos de los pies o en las pantorrillas. Su origen puede estar relacionado con la ingravidez del cuerpo y la pérdida de hitos cinestésicos (sensibilidad profunda de los músculos). Como prevención, si el agua está fría, es recomendable mojarse gradualmente y practicar movimientos de baja intensidad y baja velocidad en el agua.

Las soluciones preventivas para adoptar urgentemente

extensión
Antes del ejercicio:
  • Adapte el entrenamiento al objetivo: el músculo debe acostumbrarse gradualmente a la intensidad y duración del esfuerzo objetivo;
  • Asegúrese de tener equipo y calzado adaptado a su tipo de deporte y bien ajustado (contacte con profesionales);
  • Respetar calentando que debe tener una duración de 20 minutos como mínimo, optimizar el desempeño del sistema muscular y locomotor orientando las funciones del cuerpo hacia el esfuerzo (respiración, frecuencia cardíaca, secreción de hormonas, entrega de oxígeno, producción de energía, etc.);
  • Anticípese a las necesidades energéticas maximizando reservas energéticas del cuerpo para asegurar un óptimo trabajo muscular;
  • Anticiparse a las necesidades en hidratación y en minerales y consumir, desde el inicio del calentamiento, una bebida energética isotónica.
Durante el ejercicio:
  • Desarrollar un esfuerzo en relación a sus capacidades físicas;
  • Hidratarse regularmente, antes de tener sed y en pequeños sorbos, con una bebida energética isotónica adecuada;
  • Adaptar la estrategia nutricional al esfuerzo practicado para gestionar mejor entradas de energía a los músculos durante su duración, incluso durante aumentos bruscos de intensidad (consultar a los profesionales).
Después del ejercicio
  • Continuar a hidratarse regularmente;
  • Recargue rápidamente las reservas de energía;
  • Facilitar la eliminación de las toxinas acumuladas durante el ejercicio mediante productos adecuados, que neutralizan la acidez y los radicales libres, activan el retorno venoso y los órganos de eliminación (hígado, riñones, etc.);
  • Tramo músculos suficientemente solicitados y posiblemente proceda a un ligero masaje con un gel frío.

¡STC NUTRITION®, tu socio para evitar calambres!

Especialista en Nutrición Deportiva, NUTRICIÓN STC ha desarrollado una gama completa de complementos nutricionales naturales que satisfacen las necesidades de los deportistas que desean mejorar de forma natural su rendimiento, así como de aquellos preocupados por su salud y bienestar.

La gama ofrece múltiples soluciones para gestionar mejor su esfuerzo y prevenir la aparición de calambres:

En preparación nutricional:
  • PÉPTIDOS AMINOSPORTS para preparar y reparar el músculo, y facilitar la eliminación de toxinas, en un tratamiento de un mes que se renovará 3 veces al año;
  • DETOX NATURAL para depurar el organismo y regenerar las funciones vitales, ideal como tratamiento de 15 días al inicio y al final de la temporada deportiva;
  • TVS 500 para una completa acción antifatiga, en cura de 15 días 2 a 3 veces al año, especialmente con los cambios de estación.
Antes del esfuerzo:
  • DESAYUNO MULTISPORTS o MALTOdextrina Poder 500g , para optimizar las reservas de energía, en los 3 días anteriores al esfuerzo, de 1 a 2 veces al día;
  • SPRAY TONIFICADOR CALEFACTOR para facilitar el calentamiento muscular, especialmente en climas fríos, mediante la fricción en los músculos utilizados;
  • BEBIDA MINERAL o PODER ISOTÓNICO para hidratar, desde el inicio del calentamiento, en pequeños sorbos, cada 10 min.
Durante el esfuerzo:
  • BEBIDA MINERAL o PODER ISOTÓNICO o VO2 MAX® (para esfuerzos intensos o de larga duración) para hidratar, durante todo el esfuerzo (en promedio 500 ml / h);
  • OVER BLAST NO CRAMP, gel energético para un buen funcionamiento muscular, a razón de aproximadamente un gel por hora.
Después del esfuerzo:
  • BEBIDA MINERAL o PODER ISOTÓNICO para rehidratar bien y restaurar las reservas de energía dentro de la media hora después del ejercicio;
  • GEL CRYO DESFATIGANTE en ligeros masajes sobre los músculos solicitados para facilitar la eliminación de toxinas al tiempo que alivia los músculos y articulaciones mediante el frío y los aceites esenciales.

¡Déjelo en manos de los expertos!

Fuentes:
Doctissimo